FILMS

Crítica — Anatomía de una caída: Disección de las elipsis

Sobre y ambiguo thriller judicial con la degradación de las relaciones afectivas como telón de fondo.

Marla Jacarilla

Anatomía de una caída (Anatomie d'une chute)

Año 2023

País Francia

Dirección Justine Triet

Guion Justine Triet
Arthur Harari

Producción Les Films Pelléas
Les Films de Pierre
France 2 Cinéma
Auvergne Rhône-Alpes Cinéma

Reparto Sandra Hüller
Swann Arlaud
Milo Machado Graner
Antoine Reinartz
Samuel Theis
Jehnny Beth

Fotografía Simon Beaufils

Montaje Laurent Sénéchal

Música Benoît Daniel

Distribución Elastica Films

Duración 151 min

Fecha de estreno 6 de diciembre de 2023

Sinopsis

Sandra, Samuel y su hijo de 11 años, Daniel, viven un poco alejados de todo, en la montaña. Un día encuentran a Samuel caído al pie de su casa. Se abre una investigación por muerte sospechosa y no tardan en inculpar a Sandra. A pesar de la ambigüedad del caso: ¿suicidio u homicidio?, el juicio sigue adelante. Una profunda disección de una pareja.

Anatomía de una caída (Anatomie d'une chute)

Año 2023

País Francia

Dirección Justine Triet

Guion Justine Triet
Arthur Harari

Producción Les Films Pelléas
Les Films de Pierre
France 2 Cinéma
Auvergne Rhône-Alpes Cinéma

Reparto Sandra Hüller
Swann Arlaud
Milo Machado Graner
Antoine Reinartz
Samuel Theis
Jehnny Beth

Fotografía Simon Beaufils

Montaje Laurent Sénéchal

Música Benoît Daniel

Distribución Elastica Films

Duración 151 min

Fecha de estreno 6 de diciembre de 2023

Sinopsis

Sandra, Samuel y su hijo de 11 años, Daniel, viven un poco alejados de todo, en la montaña. Un día encuentran a Samuel caído al pie de su casa. Se abre una investigación por muerte sospechosa y no tardan en inculpar a Sandra. A pesar de la ambigüedad del caso: ¿suicidio u homicidio?, el juicio sigue adelante. Una profunda disección de una pareja.

Sandra Voyter es una escritora alemana de éxito que vive en una casa en mitad de los Alpes franceses junto con su marido Samuel Maleski y su hijo Daniel de 11 años, que perdió la vista años atrás en un accidente. Un día, Samuel cae por la ventana de la buhardilla y Daniel encuentra su cadáver tirado en la nieve. ¿Se trata de un accidente, un suicidio o quizás un asesinato? La autopsia no es conclusiva y tendremos que asistir al juicio para averiguar (o no) lo que en realidad sucedió.

Anatomía de una caída, séptimo largometraje de Justine Triet y tercera Palma de Oro obtenida por una mujer, es un austero thriller judicial que disecciona la relación entre sus protagonistas prestando especial atención a un personaje femenino –interpretado por Sandra Hüller– tan fascinante como complejo, contradictorio y lleno de matices. Teniendo como referente más directo Anatomía de un asesinato (Otto Preminger, 1959), el filme de Triet cambia el punto de vista y dosifica la información de manera inteligente. Acceder a toda la verdad es un proceso arduo, tal vez imposible, y los hechos que conocemos como espectadores son solo un porcentaje, una versión, una mirada, la parte visible de un iceberg de magnitud desconocida.

“ES UN FILME QUE REFLEXIONA SOBRE CÓMO LA CONSTRUCCIÓN DE UN RELATO VEROSÍMIL A MENUDO ACABA SUSTITUYENDO NUESTRA NECESIDAD DE VERDAD”

«¿Qué quieres saber?». Esta es la primera frase que pronuncia Sandra en la película. Se lo pregunta a Zoé, la mujer que la intenta entrevistar para hablar de sus libros; pero también, de algún modo, nos lo pregunta a nosotros, como espectadores. ¿Qué queremos saber? ¿Queremos realmente toda la información? ¿O solo aquella que nos permita empatizar con la protagonista? Si es esto último lo que buscamos, Triet nos lo pondrá difícil. Tanto Sandra como Samuel parecen ser ambos víctimas y verdugos de una relación aparentemente idílica, pero repleta en el fondo de tensiones subyacentes, envidias, frustración, culpa e indicios de descomposición.

Además, Sandra dista mucho de ser el tipo de esposa sumisa, monógama, sonriente y servicial que inspira confianza, tanto en la sociedad en general como en los juicios por homicidio en particular. Es por ello que en el estrado se analizará su comportamiento al milímetro, se fiscalizará su intimidad, se cuestionará su integridad y se evidenciarán, una vez más, las estructuras heteropatriarcales que configuran nuestra sociedad. ¿Se acostó Sandra con otros hombres? ¿Con otras mujeres? ¿Robó a Samuel material para escribir su último libro? ¿Por qué ella es una escritora de éxito y él, en cambio, ¿no? ¿Castró acaso sus deseos de ser escritor? ¿Culpó a su marido desde el principio por el accidente que dejó ciego a Daniel? ¿Lo agredió directamente o tal vez fue más perversa y maquiavélica al inducirle indirectamente al suicidio? Todas estas preguntas las hace una y otra vez el fiscal durante el juicio, en busca no tanto de la verdad (¿a quién le importa al fin y al cabo la verdad?), sino de un relato convincente que reafirme, una vez más, las inercias misóginas sobre las que nuestra sociedad se sostiene. Mientras tanto, Daniel, testigo ciego de todo lo sucedido, intenta lidiar con el duelo, con su propia inseguridad, con las dudas respecto a la inocencia de su madre. Y toca al piano de modo obsesivo Asturias, de Isaac Albéniz, una y otra vez, como si esa repetición obsesiva que en teoría lo acerca al perfeccionamiento, pudiera acercarlo también a una verdad que por el momento está fuera de su alcance.

Anatomía de una caída es una película extremadamente sobria en su puesta en escena; mucho más que Parásitos (2019), Titane (2021) o El triángulo de la tristeza (2022), filmes premiados en los últimos años. Una obra cuya fuerza radica en el interés de sus personajes, tanto los presentes (Sandra Voyter y su hijo Daniel), como los ausentes (el fallecido Samuel Maleski), en las múltiples capas de la historia, en aquello que sucede fuera de campo y en la pormenorizada disección de las complejas relaciones familiares. Pero, sobre todo, es un filme que reflexiona sobre cómo la construcción de un relato verosímil a menudo acaba sustituyendo nuestra necesidad de verdad. No en vano, Sandra es una escritora célebre cuyos libros están directamente inspirados, cómo no, en su propia vida. No en vano, el trabajo de Sandra consiste en crear ficciones partiendo de la realidad. O más bien, en crear otras realidades partiendo de la realidad primigenia, esa que nunca podremos llegar a conocer en su totalidad, teniendo que conformarnos –al igual que Daniel– con una versión más o menos convincente de los hechos.

CRÍTICA Justine Triet PELÍCULA

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR...

FILMS

Crítica

"Simple como Sylvain: Una historia de amor no tan simple"

Tras estrenarse en Un certain regard en el Festival de Cannes del 2023, la cuarta película de la canadiense Monia Chokri ganó el César a la mejor película extranjera que...

FILMS

Crítica

"Los tonos mayores: Mensajes misteriosos"

La primera película de Ingrid Pokropek, una de las productoras de 'Trenque Lauquen', nos presenta una historia agridulce y fantástica que ganó el premio a la mejor actriz en la...

ENTREVISTAS

Lone Scherfig

"Una contadora de historias"

Acostumbrada a trabajar en distintos países y cinematografías, la veterana directora danesa Lone Scherfig se atrevió a ponerse al frente de una película chilena, de producción española y con actores...

FILMS

Crítica

"Solo: Reinas de la noche"

La cineasta canadiense Sophie Dupuis vuelve a confiar en Théodore Pellerin (Génesis; Nunca, casi nunca, a veces, siempre) para protagonizar este drama queer de tono intimista que lleva a cabo...

ENTREVISTAS

Dolores Fonzi

"Blondi, Mirko y su caótica familia"

“Blondi aparece como un personaje que viene a ser un poco el sueño o el deseo mío o de varios. La puedes ver y decir: "Me hubiera gustado tener una...

FILMS

Crítica

"Blondi: Más amiga que madre"

Ópera prima de la actriz argentina Dolores Fonzi, 'Blondi' es una comedia divertida y desenfadada sobre una mujer que fue madre a los 15 años. Pero lejos de vivir esto...

FILMS

Crítica

"Fancy Dance: El baile de Lily Gladstone"

Tras su nominación al Óscar por 'Los asesinos de la luna', Lily Gladstone protagoniza una sensible película indie con ecos de 'Winter’s Bone', pero sin su propuesta formal, localizada en...

ENTREVISTAS

Glorimar Marrero

"Cine militante, cine político, cine feminista"

"La pecera" es eso a lo que tenemos que prestar atención, eso que tenemos que cuidar. Una pecera bien cuidada puede tener un ecosistema muy saludable, pero una pecera que...

FILMS

Crítica

"Shayda: Un homenaje a las mujeres valientes de Irán"

La ópera prima de la directora Noora Niasari se inspira en la lucha de su madre por huir de un marido abusador e iniciar una nueva vida en Australia junto...

FILMS

Crítica

"On the Go: Una road movie queer, arriesgada y libre"

Utilizando como punto de partida la película de 1982 'Corridas de alegría' de Gonzalo García-Pelayo, María Gisèle Royo y Julia de Castro construyen una road movie fresca y desinhibida. Un...

  • enlace copiado

Si quieres seguir leyendo te tienes que suscribir

¡Únete a la comunidad Filmtopia para poder seguir dándote lo mejor del cine hecho por mujeres y ofrecerte nuevos contenidos y actividades!

¡Elige una de estas tres opciones!

suscripción mensual

4,99€

al mes

  • Acceso ilimitado a todos los contenidos escritos y en vídeo

SUSCRÍBETE

suscripción anual

49€

al año

  • Acceso ilimitado a todos los contenidos escritos y en vídeo

SUSCRÍBETE

suscripción FAN CLUB

99€

al año

  • Acceso ilimitado a todos los contenidos

  • Acceso a sorteos de posters, libros, entradas, etc.

  • 1 entrada gratis al año para asistir a una mesa redonda o a una clase magistral sobre cine hecho por mujeres

  • 1 entrada gratis al año para asistir a un estreno de una película dirigida por una mujer

  • 1 camiseta de Filmtopia

  • (Oferta válida solo en España)

SUSCRÍBETE